Realizar un buen embalaje consiste en contar con los productos correctos, así como aplicarlos de la manera correcta para obtener su mejor rendimiento y asegurar mejor los productos transportados.


Es por eso que hoy te contamos los 10 mejores consejos para asegurarte de que tu emplayado sea el óptimo y obtener mejores resultados.

 

1.- Tomar en cuenta factores externos:

Primero que nada es importante tomar a consideración los resultados del emplayado, además de depender del uso de la película correcta, esto dependerá de las condiciones de transporte de los productos así como de otros factores.

 

10-consejos-para-mejorar-embalaje-x-pack

 

Es importante conocer la ruta que seguirán los productos, así como las condiciones climáticas por las cuales pasarán y del lugar donde serán almacenados, pues estas pueden tener un impacto en el rendimiento de la película.

 

De igual manera, conocer este proceso nos ayudará a saber qué tan asegurada debe ir la mercancía, cuidando que las tarimas no se vayan a ladear o derrumbar.

 

2.- Conocer los tipos de películas:

Conocer los tipos de películas que hay es importante para entender para qué sirve cada una, cuál puede adaptarse mejor a las necesidades de la empresa y los productos que se requiere transportar.

 

Existen dos tipos de películas: Manuales y Automáticas. Cada una cuenta con características diferentes que las hacen mejores dependiendo de las situaciones y presupuestos.

 

3.- Conocer las propiedades de las películas:

Las películas automáticas están hechas con materiales distintos a los de las películas manuales, lo cual provoca que tengan un precio más elevado en el mercado, puesto que tienen un mejor rendimiento.

 

Este tipo de película tiene un mayor peso y tamaño por lo que para emplearla se requiere de maquinaria especializada, ya que esta puede estirarse hasta tres veces más que las películas manuales.

 

Una vez que la película automática es estirada su tensión incrementa, lo que la hace más resistente a cualquier tipo de punción o rasgado que se pudiera provocar tanto por la tarima como por los productos o alrededores de la tarima.

 

Por otra parte, la película manual es mas liviana, por lo que puede ser empleada por operaradores de manera directa, ya que no necesita de mucha fuerza para estirarse y proteger al producto.

 

4.- Utilizar la película adecuada:

Una vez que se conocen los diferentes tipos de películas y las propiedades de cada una, es momento de elegir cuál es la película ideal para la empresa, buscando que mejor se adapte a sus necesidades.

 

Para esto se requiere la información de transportación y condiciones a las cuales se exponen las tarimas, ya que existen diferentes tipos de películas automáticas y manuales, las cuales su uso óptimo depende de diferentes situaciones o ambientes.

 

Por ejemplo, en el caso de la exposición al sol existen películas que se adaptan a esa situación, protegiendo al producto y además manteniendo su resistencia y efectividad a pesar de estas condiciones.

 

De esta manera, se puede garantizar que se está utilizando la película que mejor se adapta a las necesidades de la empresa y brindará mejores resultados.

 

5.- Realizar una prueba de emplayado:

Antes de adquirir los productos para embalaje, se deben realizar un conjunto de pruebas cuando se trata de película automática. Con estas se busca obtener la información sobre la forma en la que se requerirá emplayar los productos, como por ejemplo de cuántas vueltas debe dar la película sobre la tarima.

 

De esta manera se puede calcular la cantidad de producto que se necesitará para llevar a cabo todos los procesos, así como la fuerza de contención que se aplica sobre la tarima y la velocidad en la que esta se emplaya.

 

6.- Utilizar la maquinaria óptima:

Al igual que el punto anterior si se ha optado por utilizar una película automática, la empresa debe asegurarse de contar con la maquinaria ideal para el tipo de película que van a utilizar, así como la cantidad de máquinas que necesitan.

 

Esta cifra puede variar dependiendo del espacio con el que cuente la empresa, así como las metas que está misma haya fijado, ya que un mayor o menos número de máquinas puede impactar en cómo se aumenta la eficiencia de la empresa.

 

7.- Capacitar al personal:

El personal debe ser capacitado tanto para el uso de película manual como la automática, de manera que puedan emplayar correctamente los productos cuando se trata de la película manual.

 

10-consejos-para-mejorar-embalaje-x-pack

 

En cuanto a la película automática, se debe darle mantenimiento constante, así como administrar la película que utiliza y volver a cargarla cuando se acabe.

 

8.- Tener control del uso de la película:

Es importante mantener un monitoreo sobre las cantidades de película que se ocupan en determinado de tiempo, pues esta acción nos permitirá llevar un mejor control sobre su uso y que este no se salga del presupuesto o que en determinado tiempo no contemos con el stock necesario de película para emplayar los productos evitando paros de producción.

 

9.- Aumentar la eficiencia de los procesos:

Una vez que se ha dominado este proceso de embalaje, puede comenzar a optimizarse aún más, eso se logra con el buen control de producto, así como la integración de más máquinas y personal especializado.

 

10.- Estar al tanto de modificaciones en los procesos:

Si bien la empresa puede tener un proceso eficaz y optimizado, no está de más continuar al pendiente de nuevos productos o cambios en el proceso de transporte que puedan requerir un cambio de película.

 

Para conocer más sobre embalaje y cómo puede ayudar a tu empresa a través del uso de los mejores productos, da clic en el siguiente botón y descarga nuestra guía "Características de las películas que maneja X-Pack®"

Nueva llamada a la acción