La mejor forma de reducir el costo de la película estirable (popularmente conocida como playo) con la que envuelves tus tarimas es utilizando menos material. Contraintuitivo, pero real. ¿Por qué?

 

Como la mayoría de profesionales encargados de la logística o producción saben, el embalaje es uno de los puntos más importantes cuando hablamos de proteger una carga que se encuentra sobre una tarima. 

 

Saben que es un recurso clave a la hora de transportar esa mercancía, ya que gracias a él, podemos estabilizar las cargas y evitar que se dañen. 

 

Los diferentes componentes del embalaje como el fleje, cartón, película estirable, etcétera, impactan indirectamente el costo del producto final. Incluso, en algunos casos, puede representar el 55% del costo total de los gastos de operación, por lo que reducir su costo individual puede contribuir a un ahorro realmente considerable para la empresa.

 

Por ello, es importante considerar todas las opciones disponibles que ayuden a disminuir los costos de embalaje. Y en el caso de la película estirable, es una realidad al alcance de todos los gerentes de logística o directores de producción.

 

Si como gerente de logística necesitas optimizar el proceso de embalaje, con el objetivo de reducir los costos por tarima, pero conservando su protección y brindar mayor seguridad a los operadores, te invitamos a que sigas leyendo para saber cómo lograrlo en el caso de la película estirable.

 

calidad y costo

 

 

Desventajas de utilizar la película tradicional

 

Una de las principales desventajas de utilizar la película manual tradicional (playo) para envolver la carga sobre una tarima, es que puede estirarse mucho más de lo que las personas que la aplican sospechan que será suficiente para contener la carga.

 

Esto puede ser engañoso, ya que la persona que está aplicando la película sobre la carga, probablemente la estire una sola vez al aplicarla y crea que con ese estiramiento inicial es suficiente para envolver la carga, protegerla y mantener las piezas unidas.

 

Pero, en realidad, la mayoría de las veces la película tradicional puede llegar a estirarse mucho más de lo pensado antes de alcanzar la rigidez suficiente para, verdaderamente, contener la carga sobre la tarima cuando se maniobre con ella en la bodega o cuando se esté transportando.

 

Finalmente, algunas veces la formulación de las películas tradicionales crea inconsistencia en su máximo de estiramiento, lo que provocará que, irremediablemente, se afloje con los movimientos durante el transporte y dejará de contener la carga sobre la tarima, aumentando el riesgo de que la carga colapse.

 

En X-Pack® hemos logrado comprobar, a lo largo de decenas de pruebas comparativas, que al utilizar una película convencional se puede llegar a producir un 15% de merma por rollo a la hora de su aplicación. Lo que en un año o incluso seis meses, significa una pérdida considerable y un costo adicional que irremediablemente tiene que ser absorbido por la empresa. 

 

Sin embargo, existen maneras de reducir este porcentaje de pérdida, así como la reducción del costo por tarima envuelta (emplayada) hasta en un 30%. Una de estas maneras, es utilizando películas pre-estiradas. 

Ventajas de utilizar películas de alto rendimiento

 

pelicula uso manual

 

 

Este tipo de películas se han vuelto una tendencia, ya que su uso es muy amigable, por lo que puede aplicarse de forma manual o a través de una máquina. Además su uso tiene múltiples beneficios y ventajas. Algunas de ellas son: 

 

Los rollos son más ligeros:

Mientras que un rollo de película convencional puede llegar a pesar hasta 4 kilogramos, los rollos de película preestirada tienen un peso aproximado de 1 kilogramo, por la misma cantidad de producto. 

 

El material es más consistente:

Permite que la película se estire fácilmente a la hora de emplayar, mejorando su contención y asegurando la carga, utilizando menor cantidad de plástico. Esto no solo es un punto a favor de la economía de la empresa, sino también para el medio ambiente.  

 

Se requiere de un menor esfuerzo:

Al ser un material más ligero y más rígido, se vuelve más sencilla su aplicación, por lo que solo se necesitará una o un par de vueltas para que la carga quede debidamente protegida y no sufra de ningún daño. 

 

ergonomica aumenta produc

 

Reduce el cansancio:

Como ya lo mencionamos, estos rollos de películas son más ligeros, más sencillos y más fáciles de aplicar, lo que reduce la fatiga del operador al disminuir el tiempo de trabajo que debe realizar para mantener protegida la mercancía.

 

Aplicación manual de película o usando una máquina  semiautomática

 

Cuando una empresa cuenta con una producción de 1 a 10 tarimas (pallets) por hora, lo más conveniente es utilizar una aplicación de película manual o pre-estirada; y cuando ese número es mayor, lo más recomendable es una máquina automática o semiautomática.

 

En X-Pack® hemos sido testigos de que, sea cual sea la opción más conveniente para ti, las ventajas que representan ambas opciones son gigantescas y se ven reflejadas directamente en los costos de producción y en el costo de embalaje  por tarima.

 

Una de las ventajas de utilizar este tipo de máquinas, es que se pueden conectar directamente a la línea de producción para que, cuando salga el pallet, pase directamente a la máquina a ser envuelta, por lo que no existe ningún tipo de contacto humano con la tarima emplayada. Sin embargo, existen muchas otras, como: 

  • Se puede reducir el calibre y aumentar el estirado hasta un 300%. 
  • Se evitan derrumbes, ya que es un material rígido y seguro.
  • Se reduce la cantidad de mermas y retrabajos gracias a su consistencia y contención.
  • Estas películas son resistentes al rasgado.
  • Economización de plástico. No solo monetario, sino también sustentable. 



Cabe mencionar que la variación que existe entre el precio de una película convencional y una película preestirada de mayor resistencia y calidad, puede ser notorio en el costo de materia prima. Sin embargo, el costo por tarima envuelta puede llegar a reducirse desde 10% hasta un 30%, haciéndola más económica, menos contaminante y más fácil de transportar.

 

Además, la seguridad que este material brinda a la carga, así como la certeza de que la mercancía se mantendrá íntegra y sin roturas o derrumbes, se traducirá en una reducción extra del costo, a la hora de su transportación y manejo, ya que los daños a la mercancía serán nulos. Ahorrando horas de trabajo y sobre todo, tiempo. 

 

Como puedes ver, utilizar un producto de mayor calidad no solo tiene efectos positivos en la economía de la empresa al reducir el costo por tarima, sino que también se derivan otros beneficios, como mejorar la envoltura de las tarimas y asegurar los productos para evitar derrumbes y mermas. Lo que X-Pack® busca, es precisamente eso, completa seguridad de trabajo. 

 

Después de conocer toda la información respecto a cómo reducir el consumo de la película estirable para reducir el costo del embalaje, ¿estás listo para comenzar a aplicarlo en tu empresa? 

 

Platícanos cómo piensas hacerlo. Si requieres más información para implementar la aplicación de película estirable usando máquinas semiautomáticas, da clic en “Características de las máquinas para películas automáticas de X-PACK®”, así podrás conocer más acerca de los beneficios y su correcta implementación para reducir costos y mejorar la productividad de tu empresa. 

Nueva llamada a la acción